Google+ Followers

13 julio 2016

CON AMOR ETERNO


“Jehová se manifestó a mi hace ya mucho tiempo, diciendo: Con amor eterno te he amado; por tanto, te prolongué mi misericordia”. Jeremías 31:3.

“Mientras el pecador está todavía lejos de la casa de su Padre desperdiciando su hacienda en un país extranjero, el corazón del Padre se compadece de él; y todo anhelo de volver a Dios que se despierte en su alma no es sino una tierna súplica del Espíritu, que insta, ruega y atrae al extraviado al seno amorosísimo de su Padre”.(Camino a Cristo, 53).

El amor de Dios es inconmensurable. De amarnos a nosotros que somos tan pecadores. No hay ser humano tan vil que no pueda contar con la misericordia del Señor. ¿qué es misericordia? Pues es amar a quien no merece ser amado. Y ese es el sentir de Dios por ti y por mi. Aunque vaguemos lejos del Señor, su corazón anhela tenernos cerca de él.

No se si has tocado fondo ya,  en algún aspecto de tu vida, si es así, solo te queda un camino, y es el ir hacia arriba, hacia el Señor. Es hora de volver a Cristo con todo tu corazón. Si estás atravesando dificultades de cualquiera de los dos tipos: de las que tú mismo provocaste con tu carácter, descuidos o actitudes, o, de las que te provocaron personas sin que tu las provocaras; como sea, Dios está dispuesto a andar contigo y darte paz, que es lo que más necesitas.

Dile a Dios que te aclare la mente; has tu parte, has ejercicio al aire libre, toma agua, come sano, duerme las horas suficientes, trabaja duro, asume una buena postura corporal, has tu culto al Señor, y luego deja que el Señor haga lo que tu organismo ya no puede hacer; deja que el Señor te de una nueva perspectiva de la vida.


Hoy recuerda que el Señor te ama, te ama y te ama, y repítelo hasta que tu corazón esté convencido.

No hay comentarios.: